Posiblemente el Lago Como sea uno de los más conocidos de Italia, si no el más. Es de origen glaciar y es el tercero más grande del pais. Tiene forma de «Y» invertida, y desde hace siglos se sabe que la aristocracia tenía en este entorno privilegiado, sus segundas residencias. Nosotros llevabamos muchos años detrás de visitarlo, pero lo hemos ido posponiendo hasta este año, que nos pareció buena idea combinarlo con Dolomitas.

Varenna

Cuantos días ir al Lago Como

Esta es la pregunta difícil 😀
Nosotros hemos estado dos días. ¿Es suficiente? En nuestra opinión no. El Lago Como tiene muchos rincones preciosos que descubrir, y estamos seguros que estando un mes allí todavía no los habríamos visto todos. Ahora, para ver los lugares principales, sus ciudades principales, y poder descubrir lugares con encanto, es ideal para hacer una escapada de fin de semana o de 3-4 días.

Imprescindibles

Bellagio y Varenna estarían en la lista de sí o sí tenéis que ir. Son dos pueblos con un encanto especial. Pierdes totalmente la noción del tiempo mientras paseas por sus calles estrechas, adornadas con sus floridos balcones, sus románticos embarcaderos y sus coloridos rincones.

En dos días es lo que hemos podido destacar, aunque hay otros pueblos preciosos que nos han recomendado mil veces. Menaggio, Tremezzo y Brienno se nos han quedado en la lista para la próxima vez que lo visitemos.

Como llegar al Lago Como

Al Lago Como se puede llegar en tren o alquilando un coche.

Para llegar en tren desde Milán hasta el Lago de Como hay que tomar el tren en la estación «Cadorna» y realizar un trayecto de una hora hasta la estación «Como Nord Lago«. El billete tiene un precio de 4,80€. Es posible adquirir los billetes online a través de la página de Trenitalia

Nosotros, como íbamos hacia los Dolomitas, alquilamos el coche en Alamo a través de la web de Rentalcars.com. Un ford fiesta, prácticamente nuevo, 13 días en Junio con la cobertura Premium han sido 545 € + la silla para Lucas, que se paga aparte, que son unos 70 € más. Además la compañía pide una tarjeta de crédito, donde nos bloqueó en nuestro caso 500 € que nos devolvieron al entregar el coche.

Al Lago Como en coche

Desde el aeropuerto de Milán Malpensa es aproximadamente una hora. Desde el aeropuerto de Bérgamo es un poquito más. Ambos trayectos tienen peaje. Si quieres los puedes evitar pero la ruta será más larga.

Ojo con el peaje!!
No está bien señalizado cuándo te vas a incorporar a una autopista de peaje. Sin daros cuenta podéis estar conduciendo por una carretera de peaje y no ser conscientes en ningún momento. Incluso las ‘garitas’ de los peajes pueden estar abiertas, levantada la barrera y no significa que sea gratis, tenéis que pagarlas por internet.

En nuestro caso veíamos varios carteles (solo en italiano) donde avisaban que tenías que entrar en una web para pagar. Efectivamente, al llegar al alojamiento, entramos en la web https://apl.pedemontana.com/en/paga-il-pedaggio , pusimos la matrícula del coche y había dos peajes por pagar. Creo que en total fueron menos de 4 €. A partir de entonces, cada dos o tres días entrábamos en la web para comprobar si teníamos que pagar algún peaje.

Moverse por el Lago Como

El coche te da mucha libertad para moverte por donde quieras en torno al lago (atención a los radares y a la estrechez de las carreteras en muchos tramos) aunque una vez allí, recomendamos barco!

Pensad que la gente que vive en el lago lo utiliza como medio habitual de transporte, así que hay varios tipos de barcos que lo recorren y un horario muy amplio. Os dejamos esta web de los horarios y recorridos por el lago. Pinchad aquí. Hay incluso ferries para montar el coche y bajarlo en cualquier otro puerto del lago.

El lago está dividido por zonas, dependiendo de qué zonas quieras abarcar tiene un precio u otro. Nosotros decidimos quedarnos en la parte central del lago y fueron 15 € por adulto, Lucas no pagó. El ticket con acceso al lago completo por un día eran 19 €. Está muy bien de precio!

Alojamiento en el Lago Como

Un consejo, reservad los alojamientos con tiempo, sobre todo porque los más chulos, con vistas al lago, vuelan muy rápido. Nosotros nos alojamos cerca de Como en un pueblo que se llama Blevio, en el apartamento La Estanze del Lago Blevio. La entrada está pegada a la carretera y en esa zona está complicado el aparcamiento, pero las vistas y calidad/precio, es inmejorable. 100 € la noche. Y por si os lo preguntáis, no, no se escucha nada la carretera.

Lago Como - @viajandoconlucas

Como

Es una de las ciudades más importante del lago junto con Lecco. En Como podéis encontrar multitud de restaurantes, tiendas y supermercados. Fue nuestra ciudad referente para hacer compras, comer, o cenar.

Como rebosa tranquilidad. Aunque la transitada carretera que bordea el lago atraviese la ciudad, Como contagia serenidad, calma, paz. Hay un paseo muy agradable y recomendable junto al lago, por la Passeggiata Villa Olmo. Podréis ver patos y cisnes, gente pescando, montando en bici o corriendo, o gente como nosotros, dando un paseo y alucinando con las vistas. Junto al paseo se pueden ver varias villas enormes, una de ellas la que da nombre al paseo, Villa Olmo, es del siglo XVIII y es una delicia ver cómo se levanta sobre el lago.

Para cenar, como siempre solemos hacer, buscamos en TripAdvisor y acertamos de lleno. Fuimos a un restaurante que se llama Il Birrivico. La comida típica y deliciosa y la atención de 10! Tienen un montón de juegos para niños y no tan niños, así que Lucas estuvo mimado todo el rato que pasamos allí. No dejéis de comer aquí tiramisú. Está espectacular.

Lago Como - @viajandoconlucas

Bellagio

Nosotros fuimos en coche a Bellagio desde Blevio. Bellagio está justo en la unión de los dos brazos de la Y. Allí aparcamos no sin antes pagar la zona de aparcamiento, por 8 horas fueron unos 15,50 €. Si llegáis pronto hay unas zonas de aparcamiento pintadas de color blanco donde no hay que pagar nada, pero me da la sensación de que por muy pronto que llegues, ahí no hay sitio nunca.

Recorrimos a pie un poquito de Bellagio, sus calles empinadas y empedradas con tiendas a los lados, tomamos un café, una cerveza y Lucas su primer helado italiano (las 3 cosas 9,50 €) y seguimos el paseo viendo sus casas señoriales en color pastel, la verdad que es precioso!!

Bellagio

Varenna

En Bellagio tomamos el barco rumbo a Varenna, que nos habían dicho que era aun más bonito que Bellagio y no tan lleno de turistas. De Bellagio a Varenna no se tarda mucho más de 10 minutos en ferry pero es un paseo muy agradable cruzándote con otras barquitas por el camino y viendo el paisaje, que es una verdadera maravilla. Y una vez que se divisa Varenna, ya no puedes apartar la vista ni dejar de disparar fotos con la cámara. Es como de postal, es como un dibujo.

Turistas hay, no nos engañemos, pero no nos pareció que estuviese masificado. También es verdad que llegamos a mediodia así que había mucha gente comiendo. Aprovechamos para pasear de nuevo por calles empedradas junto al lago, sin coches, en total tranquilidad y guiados por un diminuto llamado Lucas que estaba emocionado por haber montado en un «barco de coches».

Durante el paseo entre villas y hoteles, encontramos un rinconcito donde había gente bañándose, así que aprovechamos para descalzarnos y meter los pies. Yo no se cómo la gente se puede bañar, ¡está el agua congelada!

Después del paseo y el remojón, vimos un sitio donde poder comer, y nos quedamos. Comimos en un sitio que se llama Varenna Café, tomamos pasta, una piadina y un postre, que junto con la bebida nos costó 37 €. El servicio es un poco lento pero con esas vistas, ¿a alguien le importa que tarden en traerte la cuenta?

Ya de vuelta en el barco teníamos la opción de ir a Menaggio, pero ya Lucas empezaba a estar cansado, nosotros también, hacía mucho calor, así que decidimos volver a Bellagio, pasear un poquito e ir a casa a jugar y a descansar. Y para el calor… probad los helados de Gelatería di Burgo, riquísimos. Una bolita en tarrina, 2,50€.

Varenna

Blevio

En Blevio, como hemos comentado, estaba nuestro alojamiento. No tiene nada especial a simple vista, pero como hemos dicho, el Lago Como tiene rincones increíbles escondidos!

En la parte de abajo del apartamento, bajando unas cuantas escaleras, encontramos una zona muy chula. Un puerto diminuto junto a la Chiesa di Santi Gordiano ed Epimaco, donde la gente se baña y toma el sol. Nos pareció un sitio ideal, super tranquilo. Eso sí, el agua cubre, así que hay que tener cuidado con los niños.

Para ver el atardecer también es un sitio muy bueno, aunque como las vistas del apartamento La Estanze del Lago Blevio, ninguno. Y cuando anocheció, nos deleitaron con unos bonitos fuegos artificiales. No podría haber mejor fin de visita al Lago Como.

Fuegos artificiales en el Lago Como
Please follow and like us:
error